In Partnership with The 74

Centros para Padres proliferan en el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) y conducen a mejores resultados en exámenes, asistencia y participación

Mike Szymanski | October 21, 2016



20thstreetelementaryparentcenterribboncutting-1Una de las clases más populares en la Escuela Primaria de la Calle 20 tiene 43 dedicados estudiantes que vienen dos veces por semana.

Todos son padres de familia.

Los padres de esta escuela de 600 estudiantes justo al sur del centro de Los Ángeles vienen aquí para aprender Inglés. Ellos hacen proyectos para los profesores. Ellos discuten asuntos de la escuela. Sus hijos incluso les ayudan con sus tareas en Inglés. Y todo esto tiene lugar en una de los salones más activos en el campus: el centro de padres.

El personal del Distrito Unificado de Los Ángeles, Mónica García –quien es miembro de la junta escolar y cerca de 50 padres realizaron una ceremonia con corte de listón a principios de Octubre en la que dedicaron el nuevo centro de padres y hubo actuaciones de los estudiantes.  Esta ceremonia también representó una sanación dedicada a los padres quienes atravesaron una situación controversial y que habían intentado en dos ocasiones utilizar el “parent trigger (cambio impulsado por los padres),” una ley de California que permite a los padres hacerse cargo de una escuela de bajo rendimiento.

Las autoridades del Distrito y la junta escolar se han dado cuenta de que fomentar la creación de más centros de padres en los planteles escolares conduce a una mayor participación de la comunidad, mejor asistencia y eventualmente mejores calificaciones en las pruebas e índices de graduación más altos.

Cerca de la mitad de los planteles escolares — más de 500 — en el segundo Distrito Escolar más grande de la nación tienen al menos un aula dedicada específicamente como centro de padres. Muchos de ellos tienen computadoras, Internet, escritorios, materiales, máquinas copiadoras y otros apoyos que los padres pueden utilizar durante y después de la escuela y, en ocasiones, durante los fines de semana.

“Tan sólo este año, 70 centros de padres fueron abiertos en las escuelas del Distrito y 40 más abrirán antes de que termine Diciembre,” dijo Rowena Lagrosa, directora ejecutiva de la oficina de Sevicios para Estudiantes, Padres y Comunidad. El Distrito tiene una solicitud ante el Junta Escolar para abrir 155 centros más.

“Estos Centros son un elemento de cambio que refleja directamente una mejora en la asistencia a clase,” declaró Lagrosa. “Lograr que nuestros padres se involucren con la escuela es esencial para lograr que nuestros hijos estén efectivamente con rumbo a la universidad, y como vemos aquí, se inicia en el nivel de la Primaria.”

Mónica García, Mario Garcielita

Mónica García, Mario Garcielita

Los costos por escuela para crear un nuevo centro de padres va de $65.000 a $100.000, de acuerdo con Lagrosa, quién añadió: “Algunas de nuestras escuelas necesitan un poco más de atención (TLC—cuidado tierno y amoroso).” El Distrito ofrece un carrito con 20 Chromebooks (laptops Chrome), al igual que los ya provistos a las escuelas para pruebas.

“Este es un espacio formidable para que los padres se reúnan y trabajen juntos ahora,” dijo Karla Vilchis, quién está en los Consejos de Asesoría del Idioma Inglés y del Campus. Ella recordó los años controversiales cuando los padres trataron de tomar el control de la escuela. “Todos deseamos lograr la mejor educación para nuestros hijos.”

El Director del colegio, Mario Garcielita, dio la bienvenida al Centro de Padres y reconoció el período difícil que se enfrentó con diferentes facciones de los padres. Durante el año pasado, los padres se estuvieron reuniendo en las casas cercanas para figurarse la manera de forzar mejoras en la escuela. Ahora pueden reunirse en el campus para expresar sus problemas y conversar entre sí.

“Este último año fue un año duro , y yo respeto ese pasado y los problemas que surgieron, pero estoy tan entusiasmado por el futuro,” menciona Garcielita. “Los padres están unidos y comparten una visión para la escuela. Este es un gran nuevo comienzo.”

En junio, los padres, los maestros y el Distrito acordaron asociar la Primaria de la Calle 20 a la Alianza para las Escuelas de Los Ángeles, que ahora opera 19 escuelas en el Sur de Los Ángeles, Boyle Heights y Watts. Con la Alianza, la escuela permanece bajo el control del Distrito, pero se le concede una mayor autonomía educativa. También se beneficia de muchas conexiones y recursos de la comunidad a través de la organización sin fines de lucro. Joan Sullivan, CEO (Directora Ejecutiva) de la Alianza  asistió a la dedicación y señaló la importancia de los centros de padres.

“Invertir en los adultos, quienes son los primeros maestros de nuestros hijos, es una pieza central de la filosofía de la Alianza,” dijo Sullivan. “La igualdad de acceso a la educación de calidad es la batalla más grande de derechos civiles en la actualidad, y es más importante que el movimiento sufragista o de integración o la abolición, y el movimiento esperará que los padres guíen el camino.”

Aunque el centro de padres estaba en las etapas de planificación antes de que la Alianza apareciera  en escena, Sullivan dijo que han ayudado con equipos y suministros para el centro.

“A veces los centros de padres pasan a un plano secundario y acaban en algún rincón de la escuela,” dijo Sullivan. “Pero estos son espacios importantes donde los padres se reúnen y se sienten empoderados. Ellos aprenden juntos y planean estrategias. Es un espacio donde los padres pueden hacer oir sus voces y darse cuenta de que son verdaderos colegas en la educación de sus hijos.”

Esta es la mejor manera de comenzar a dar un giro a la escuela, mencionó el Administrador de Operaciones del Distrito Central, Eugene L. Hernández. “Este es el comienzo de convertir esto en una escuela de primera categoría. Los padres necesitan estar involucrados.”

Annabella Sales, representante de la comunidad contratada para trabajar con el centro de padres de la Calle 20, dijo: “La mayoría de los padres que vienen no están familiarizados con la tecnología y no tienen computadoras o Internet en el hogar. Al venir aquí no sólo aprenden cómo ayudar a sus hijos con sus tareas, pero sus hijos los ayudan a ellos también.”

Los padres también aprenden cómo navegar obteniendo apoyo financiero y con miras a la matrícula universitaria para sus hijos. “Es un gran esfuerzo de equipo para todos los involucrados en la educación,” aseveró Lorena Padilla Meléndez, Directora de Relaciones Comunitarias para la División de Servicios de Instalaciones del Distrito. “Esto demuestra que todos somos parte del equipo.”

Mark Hovatter, el Director Ejecutivo de Instalaciones para el Distrito, dijo, “Soy un padre y amo a los proyectos del centro de padres, ya que no son muy costosos y lo que hacemos es muy crítico para las escuelas.”

García, un miembro de la junta escolar, conversó en Español con los padres y los niños después de que los niños de Segundo Grado recitaron el poema “I, Too, Sing America” (Yo, También, Canto América) y cantó “This Little Light of Mine” (Esta Pequeña Luz Mia). A continuación, el grupo de porristas (drill team) de la escuela hizo una demostración.

“Este centro de padres representa el poder, el amor y la esperanza y muestra algo grande para el futuro de estos talentosos niños,” declaró García. “Este es su salón de clases, padres, y si tienen dudas y preocupaciones, pueden venir aquí a conversar. Todo lo que necesiten está disponible aquí. Trabajaremos  juntos por sus hijos.”

Como padre Vilchis señaló, la participación de los padres puede ser tan sencilla como ayudar a un maestro recortar siluetas o barrer las aulas.

“Hay muchísimo que recortar y barrer por hacer,” aseguró Vilchis. “Hay suficiente para sentirse orgulloso y feliz y hacer del mundo un lugar mejor para nuestros hijos.”


Traducción al Español financiada por The Eli and Edythe Broad Foundation. LA School Report mantendrá el control editorial absoluto sobre el contenido.

Leer siguiente